BIENVENIDOS A ORILLAS DEL MUNDO

Necesitar amigos por ser incapaz de estar solo, es reducir al otro a un objeto… solamente el hombre que es capaz de estar solo, es también capaz de ser un amigo… pero lo que desea compartir no es su necesidad sino su alegría, no es su hambre y su sed, sino la abundancia de su amor.

Cuando existe una amistad así, no debe ser llamada amistad, porque ha tomado una dimensión totalmente diferente: yo lo llamo “amigabilidad”… ha ido más allá de la relación, porque todas las relaciones son de un modo u otro, obligaciones, te hacen esclavos y hacen esclavos a los otros.

Amigabilidad es simplemente alegría de compartir sin ninguna condición, sin ninguna expectativa, sin deseos de que algo sea retribuido, sin siquiera gratitud. Amigabilidad es la obra más pura del amor. No es una necesidad, no es una carencia. Es pura abundancia, éxtasis desbordante. En el momento que aceptas tu soledad, tu vacío, tu amigabilidad aparece, es significativo, es real.

A Orillas del Mundo... donde fluye... la narrativa, tal vez o bien la fotografia... no se... un lugar sin una tematica definida, donde plasmo lo que me inspire en ese preciso momento, pero tratando de tener la sutileza y el buen gusto para los sentidos.

lunes, 8 de junio de 2009

MUSEO DEL VATICANO



Cuantas veces habremos oído todos a la iglesia pedir ayuda para los países necesitados... y que poca gente hemos tenido el privilegio de entrar a este museo y poder ver los tesoros y riquezas que aquí se esconden... oro, brillantes, esmeraldas, perlas... infinidad de riquezas expuestas al público y otras muchas tantas que no vemos.
¡La cantidad de alimentos, recursos y ayudas que se conseguiría a cambio de todo esto!

6 comentarios:

Geni dijo...

Pues si mi querido amigo ahí esta el kit de la cuestion,yo que pase toda mi infancia y parte de mi adolecencia en un colegio religioso,
les he hecho esa pregunta muchas veces, sin obtener respuesta alguna.
¿por que tanto lujo?.Si Jesus era pobre,entonces ¿porque la iglesia es rica?.
No tiene mucho sentido¿no crees?.
Un besito, gracias por tus comentarios.
Como siempre un placer leerte.

Geni dijo...

perdon quise decir adolescencia.

Darilea dijo...

Coincidí un año en el trabajo, con una persona que era catequista y ese mismo año viajo al Vaticano, a su regreso dejó de serlo y decía que se avergonzaba de enseñar algo muy distinto a la pura realidad.
Con esto creo que nos damos la mano verdad?
Un besito.

INÉS (y yo).. dijo...

Vengo a tu nueva orilla y me instalo, Sergio...

Voy a dar un paseíto por ella.

Un beso

Meiguiña dijo...

Esa es la sociedad que tenemos y que debemos cambiar. Una vergüenza tanta riqueza y multitud de niños y ancianos enfermos.

Un saludo

Yaiza dijo...

Totalmente cierto.
Yo cuando tuve la ocasión de visitarlo, me quedé perpleja viendo todas las riquezas que allí se muestran.
Pero ya ves, tanto dar lecciones...y ya podían hacer algo para que esto se subsanara.
He entrado de casualidad a tu blog y me parece genial.

Besos.

Related Posts with Thumbnails